Vitamina C

¿Qué es la vitamina C?

La vitamina C es uno de los elementos orgánicos más importantes del ser humano. Se trata de un nutriente que se utiliza para la síntesis de la carnitina y el colágeno.

Es esencial para el crecimiento y el mantenimiento en buen estado de los tejidos, ligamentos y tendones, así como para regenerar la piel tras una herida.

Puesto que el cuerpo es incapaz de producir vitamina C, para obtenerla debemos recurrir a ciertos alimentos, formas artificiales e incluso a la vía tópica.

Es un elemento muy delicado, ya que su deterioro se produce por las altas temperaturas y la exposición solar. Por eso se recomienda el consumo de alimentos ricos en vitamina C.

Ácido ascórbico

La vitamina C es el enantiómetro del ácido ascórbico. Su fórmula molecular es C6H8O6.

Su nombre procede del latín scorbuticus, porque tiene la capacidad de prevenir el escorbuto.

Beneficios de la vitamina C para la piel

En la piel, la vitamina es un antioxidante natural, nos defiende de los radicales libres, promueve la síntesis de colágeno, frenando así el estrés oxidativo y, por tanto, el envejecimiento prematuro.

Además, estimula la producción de colágeno, por lo que:

  • La vitamina C es despigmentante. Actúa sobre la enzima responsable de la formación de melanina y evita las manchas.
  • Mejora la luminosidad de la piel.
  • Unifica el tono de la piel gracias a la regeneración celular.
  • Frena el envejecimiento y la oxidación de la piel.

Alimentos con vitamina C

Sabemos que la naranja es rica en vitamina C. Sin embargo, no es la fruta ni el alimento que más concentración posee de este nutriente.

Las fresas, la papaya, el caqui, la col de bruselas, el brócoli, la uva y el kiwi poseen más vitamina C.

También el perejil, el pimiento rojo y la guayaba. Aunque las concentraciones de todos estos alimentos se quedan muy lejos del camu-camu (Perú) y de la ciruela kakadu de Australia.

También tienen altas concentraciones de vitamina C el mango, las espinacas, la mandarina, las frambuesas, el pomelo, la piña, coliflor, el melón y el limón.